sábado, 7 de agosto de 2010

He vuelto.

He vuelto. Ya hace más de un mes que no escribía absolutamente nada, cosa bastante nefasta para mantener a mis fieles lectores, pero es que el duro trabajo y la falta de inspiración han sido mis peores enemigos. Y ahora que tengo un buen rato, aprovecharé para reanudar mi trabajo.
Cierto es que he andado algo desanimado a la hora de escribir ante la enorme cantidad de comentarios desagradables y malas valoraciones que he recibido por parte de los lectores de Muchocine.net, donde sabéis que colaboro como crítico. Y es que tengo que aguantar comentarios como este, el cual dejo reflejado tal cual fue concebido por el ofendido lector en cuestión:

"poreso eres imbécil hoy Pablo Rodríguez como vas a dar una critica de algo si no lo has visto todo si la primera parte es un poco asqueroso y absurda si se puede decir pero lo que sigue es un mate de risa, que puedes criticar a serca de eso , poreso una persona por muy profesional que sea a si no le guste la obra tiene que terminarla para dar una critica bueno ya mejor reflexiona tu solo . la pelicula si sumamos esa primera parte y lo ultimo sale bien digamos que no es espectacular pero si esta buena y la ultima parte es un mate de risa". Casualmente, los que más insultan son aquellos que, al parecer, tienen muy poca cultura a la par que poca educación, y poca idea tienen a la hora de redactar correctamente, ignorando las puntuaciones y el controlar las faltas de ortografía. Evidentemente, gracias a la edición de comentarios que me ofrece la web, suelo ser bastante tajante y cortar por lo sano eliminando todo comentario que aporte poco a un debate acerca de la calidad de la película entre el que escribe la crítica y los que la leen.

Bueno, tras esta declaración de principios, y para ir abriendo boca tras mi ausencia durante este largo período de tiempo, voy a comentar un par de cosillas interesantes que seguramente interesarán a todos los aficionados a las sagas de Saw y Resident Evil. Importante es citar que, por fin, podremos ver la sexta entrega de la saga de Jigsaw, tras un año de larga espera. DeAPlaneta se ha hecho con los derechos de distribución de la franquicia, cosa que no ocurría desde el estreno de Saw II en 2005, pero con un matiz que hay que considerar, como bien podemos leer en Aullidos.com, y es que se ha realizado un nuevo montaje de la película que, pese a contener todos los diálogos, durará tres minutos menos que la estrenada en otros países, con el fin de librarse de la repelente X que los miembros del ICAA le otorgaron antes del estreno, impidiendo su pase en salas convencionales. La decisión fue seguramente de las más hipócritas que los aficionados al terror tuvimos que soportar, ya que meses antes pudimos asistir a la proyección del último film de Lars Von Trier, Anticristo, en la que había escenas claramente pornográficas a la vez que una violencia como pocas veces habíamos encontrado en una cinta comercial. Pero bueno, ya sabemos que la gente del ICAA poca idea tiene de cine, al igual que tampoco entiende mucho de ejercer de guardián de la moral, ya que otorgó un NRM12 a Predators cuando en su país de origen lucía una R de Restricted... No obstante, un servidor ha tenido el lujo de hacerse con una copia comprada en Londres, Saw VI Extreme Edition, por lo que esa restricción que se nos ha puesto en este país para ver esa película en su versión íntegra le importa tirando a nada. En fin, casos de censura como este deberían formar parte del pasado.

A su vez, el 12 de diciembre de 2010 se estrenará en España (increíble) Saw VII, o más bien, Saw 3D, publicitada como el último episodio de la serie.

La segunda noticia, por llamarlo de alguna manera, es el reciente estreno de Resident Evil: Ultratumba, título español para Resident Evil: Afterlife, la cuarta entrega de la saga basada en el excelente videojuego, que está cosechando unas críticas no precisamente buenas... aunque eso no sea un impedimento para que, mañana domingo, acuda al cine para intentar disfrutar de ella. Y es que no soy demasiado partidario del 3D, pero esta me llama bastante la atención, posiblemente porque no será capaz de ofrecer nada más. nAsí que, en breve, tendréis la crítica del último producto del señor Paul W.S. Anderson, a quien le han llegado a comparar ya con Uwe Boll.