sábado, 3 de enero de 2009

Lo mejor y lo peor de 2008.

Y llegó 2009 y el resumen de lo mejor y lo peor de este pasado 2008. Es decir, que vuelven los Peibolster Awards, pero esta vez optaré por hacer una simple enumeración a modo de recordatorio en vez de meterme en cientos de categorías que no valen para nada.

Este año ha sido, sin duda, uno de los más irregulares en cuanto a cine. Los remakes venidos del otro lado del charco se extienden como la infección de 28 días después y ya no hay un puñetero clásico que esté a salvo. Si bien hay remakes que pueden contar a sus espaldas con artesanos eficientes, la gran mayoría cae en manos de directores que se ven incapaces de rodar algo con un mínimo de calidad. La falta de ideas no es el principal problema, sino que son los grandes estudios, que no dudan en encargar lo mejor a los peores o simplemente caer en la tentación de ofrecer un artificioso porrón de efectos especiales, ignorándose principios básicos como una buena historia, unos buenos diálogos y demás elementos fundamentales para conseguir un producto que no sea pensado exclusivamente para las masas.

Así, el cine en DVD sigue abriéndose camino entre nosotros, y muchos films de los que he disfrutado este año son mucho más solventes que los descalabres de los que he sido testigo en salas estos últimos meses. Sin más, os invito a consumir cine en casa, pues en el videoclub encontraréis los mejores estrenos, o por lo menos podréis conseguir aquellas películas que las distribuidoras prefirieron relegar a las estanterías al pensar que no merecían su estreno en cines.

Haciendo memoria, aunque la mía sea frágil, vamos a ir viendo qué es lo que más nos ha gustado (por supuesto, me refiero a mí). Sería bueno que dirigiéseis vuestras votaciones a este mail: peibolster@gmail.com, por dos razones, una de ellas que así podré conocer vuestros gustos y otra que podré tener conocimiento de quién lee el blog. No cuesta nada dedicar cinco minutos a mandar un correo con lo que más os gustó el pasado 2008.

También hay que tener en cuenta algo importante. Consideraré films que hayan sido estrenados en cine o vídeo este 2008 aunque sean de años anteriores, puesto que los hemos podido ver aquí, y otros tantos que ni de coña nos han llegado pero que sí son realmente de 2008 y ya han sido estrenados, aunque sea en su país de origen.

- Entre lo mejor de lo mejor de este suculento año destaco, con total seguridad, estos títulos, sin orden de preferencia:

John Rambo, de Sylvester Stallone.
Con Sylvester Stallone, Julie Benz, Matthew Marsden, Graham McTavish, Reynaldo Gallegos, Jake La Botz, Tim Kang, Maung Maung Khim, Ken Howard.

Una obra violenta y salvaje, que se encuentra entre lo mejorcito de este peculiar héroe y entre lo mejor de Stallone. Seguramente, la mejor de la saga por ser la más desprejuiciada y verbenera.


Jumper, de Doug Liman.
Con Hayden Christensen, Samuel L. Jackson, Diane Lane, Jamie Bell, AnnaSophia Robb, Michael Rooker, Rachel Bilson, Tom Hulce.

Ciencia-ficción adolescente de calidad, divertida, sin pretensiones y como cine de palomitas, se merece el notable.

Monstruoso, de Matt Reeves.
Michael Stahl-David, Mike Vogel, Jessica Lucas, Lizzy Caplan, Odette Yustman, T.J. Miller, Margot Farley, Theo Rossi.

Sorprende, agrada, impresiona, agobia y deja una buena sensación de buen cine fantástico rodado cámara en mano. Curioso experimento, aunque no fue el éxito que se esperaba.


Iron Man, de Jon Favreau.
Robert Downey Jr., Terrence Howard, Gwyneth Paltrow, Jeff Bridges, Stan Lee, Leslie Bibb, Clark Gregg, Shaun Toub, Faran Tahir, Samuel L. Jackson.

Interesante adaptación del personaje de Marvel. No es una maravilla pero sí mejor que otros truños del estilo, a pesar de que en el fondo viene a ser más de lo mismo. Ya está en marcha la segunda parte, veremos a ver qué tal...

Indiana Jones y el Reino de la Calavera de Cristal, de Steven Spielberg.
Con Harrison Ford, Cate Blanchett, Shia LaBeouf, Karen Allen, John Hurt, Ray Winstone, Jim Broadbent, Ian McDiarmid, Joel Stoffer.

Sorprendente y épica, odiada por la gran mayoría del público y, sin duda, un peliculón.

Dead Sentence, de James Wan.
Con Kevin Bacon, Kelly Preston, John Goodman, Garrett Hedlund, Aisha Tyler, Matt O'Leary, Leigh Whannell.

Magistral y ultraviolenta cinta de James Wan que adapta la misma novela que diera pie a una de las películas que protagonizara Charles Bronson en su momento.

Doomsday: El Día del Juicio, de Neil Marshall.
Con Rhona Mitra, Malcolm McDowell, Bob Hoskins, Alexander Siddig, Nora-Jane Noone, Sean Pertwee, Rick Warden, David O'Hara, Adrian Lester, Martin Compston.

Intereseante pastiche que se encuentra entre lo mejor que hemos podido disfrutar este año. Es violenta, agresiva, pesimista, salvaje y divertida. Y se merece una o más revisiones. Ah, y encima sale la guapa Rhona Mitra (Underworld: Ryse of the Lycans).

La niebla, de Frank Darabont.
Con Thomas Jane, Marcia Gay Harden, Toby Jones, Alexa Davalos, Nathan Gamble, William Sadler, Laurie Holden, Chris Owen, André Braugher.

Impresionante, posiblemente se trate de la mejor película de terror de los últimos años, auténtico cine con mayúsculas con todas las papeletas para convertirse en un clásico. Magnífica.

El Incidente, de M. Night Shyamalan.
Con Mark Wahlberg, Zooey Deschanel, John Leguizamo, Ashlyn Sanchez, Betty Buckley, Spencer Breslin, Robert Bailey Jr., Jeremy Strong, M. Night Shyamalan.

Sinceramente, uno de los siempre solventes trabajos de Shyamalan que se ha ganado el honor de estar entre lo mejorcito de este año. Tan poética, misteriosa y aterradora como el resto de producciones a los que el realizador indio nos tiene acostumbrados. Y, por si fuera poco, la soberbia partitura de James Newton Howard se merece mención especial.

El Increíble Hulk, de Louis Leterrier.
Con Edward Norton, Liv Tyler, Tim Roth, William Hurt, Tim Blake Nelson, Ty Burrell, Stan Lee.

Correcta pseudosecuela del mediocre Hulk de Ang Lee, más bien un remake de aquel, protagonizado por un correctísimo Edward Norton que, en el fondo, no deja de ser lo mismo de siempre: un batiburrillo de FX y fuegos artificiales de feria con coches y todo tipo de infraestructura urbana saltando por los aires. La única diferencia es que, esta vez, es mejor. Lo peor de todo es lo desagradable que resulta Tim Roth (¡pero qué micro-hombre!).

Solstice, de Daniel Myrick.
Con Elisabeth Harnois, Shawn Ashmore, Tyler Hoechlin, Amanda Seyfried, Matt O Leary, Hilarie Burton, R. Lee Ermey, Jenna Hildebrand.

Correcto direct-to-DVD de uno de los tipos que nos dieron El Proyecto de la Bruja de Blair, que combina drama y terror de manera bastante eficaz, y parte de una idea sugerente y parcialmente innovadora. Cuando sigo diciendo que lo mejor va a video será por algo. Peniente de estreno en España, por supuesto.

Paso de tí, de Nicholas Stoller.
Con Jason Segel, Kristen Bell, Mila Kunis, Russell Brand, Bill Hader, Kala Alexander.
La comedia más cool del año, una historia romántica pasada por el peculiar punto de vista masculino, y pensada principalmente para este tipo de público. Si te han partido el corazón alguna vez, este es tu título.

Stargate: El contínuo, de Martin Wood.
Ben Browder, Michael Shanks, Amanda Tapping, Christopher Judge, Claudia Black, Beau Bridges, Richard Dean Anderson, Cliff Simon, Jacqueline Samuda.
Pensada directamente para su estreno en DVD, la tercera entrega de la saga sigue atando cabos de la serie Stargate Sg-1, y es bastante superior al original de Roland Emmerich.

X-Files: Creer es la Clave, de Chris Carter.
Con David Duchovny, Gillian Anderson, Adam Godley, Amanda Peet, Billy Connolly, Callum Keith Rennie.
No es ninguna maravilla, pero como thriller funciona, y debemos destacar la profundización que se hace en los dos protagonistas principales. Es una evolución y un nuevo comienzo. Está bastante bien y merece mucho la pena.

El Caballero Oscuro, de Christopher Nolan.
Christian Bale, Heath Ledger, Aaron Eckhart, Michael Caine, Gary Oldman, Maggie Gyllenhaal, Morgan Freeman, Eric Roberts, Cillian Murphy, Anthony Michael Hall.
La gran obra maestra del año y de la década. Una joya monumental y, sin duda, lo mejor que ha parido este nauseabundo año 2008.

4 vidas, de Jieho Lee.
Kevin Bacon, Julie Delpy, Brendan Fraser, Andy Garcia, Sarah Michelle Gellar, Emile Hirsch, Forest Whitaker.

Un film a lo Crash (Colisión) en lo que a estructura se refiere, que va introduciendo a los personajes, todos ellos relacionados entre sí, a través de historias que reflejan las personalidades, propósitos y obsesiones de los mismos. Una obra peculiar y sumamente notable.

Y, otro gran puñado de imprescindibles:

Reflejos, de Alexandre Aja.
Saw V, de David Hackl.
Tropic Thunder: Una Guerra muy Perra, de Ben Stiller.
Wanted, de Timur Bekmambetov.
Zohan: Licencia para peinar, de Dennis Dugan.
Hellboy 2: El Ejército Dorado, de Guillermo del Toro.
Venganza, de Pierre Morel.


-Las que se pueden ver:

Las Ruinas, de Carter Smith.
Con Jonathan Tucker, Jena Malone, Shawn Ashmore, Laura Ramsey, Joe Anderson.

Absurda y curiosa variante de Turistas y Hostel, angustiosa, sangrienta y, en definitiva, eficaz. Un buen producto de terror para aficionados al género.

Stargate: El Arca de la Verdad, de Robert C. Cooper
Ben Browder, Michael Shanks, Amanda Tapping, Christopher Judge, Claudia Black, Beau Bridges, Spence Maybee, Martin Christopher, Morena Baccarin, Julian Sands.

No es tan buena como la siguiente, pero se deja ver con sumo agrado. Sci-fi para los que la demanden.

21 Blackjack, de Robert Luketic.
Con Jim Sturgess, Kate Bosworth, Laurence Fishburne, Kevin Spacey, Liza Lapira, Josh Gad, Masi Oka, Aaron Yoo, Sam Golzari .

Un thriller adolescente tan divertido como inverosímil. Al menos entretiene y resulta gratificante, pero su tono adolescente acaba por resultar cansino...

Superhero Movie, de Craig Mazin.
Con Leslie Nielsen, Sara Paxton, Drake Bell, Jeffrey Tambor, Christopher McDonald, Kevin Hart, Brent Spiner, Marion Ross, Jonathan Chase, Ryan Hansen.

Divertida y superior parodia que, a diferencia de otros truños del estilo, tiene la decencia de contar con una línea argumental definida y, a pesar de que cae en las mismas zafiedades de siempre, consigue llegar al aprobado, aunque sea justito.

Dueños de la calle, de David Ayer.
Keanu Reeves, Hugh Laurie, Chris Evans, Forest Whitaker, Naomie Harris, Terry Crews, Common, Amaury Nolasco, Cedric the Entertainer, Jay Mohr.

Interesante, amargo y fallido thriller, donde lo que más destaca son las soberbias interpretaciones de Keanu Reeves y Forest Whitaker.

Awake, de Joby Harold.
Con Hayden Christensen, Jessica Alba, Terrence Howard, Lena Olin, Christopher McDonald, Fisher Stevens, David Harbour.

Curioso thriller pseudomédico, de desenlace tan sorprendente como inverosímil. Si se ve, no pasa nada.

Retratos del más Allá, de Masayuki Ochiai.
Con Joshua Jackson, Rachael Taylor, James Kyson Lee, David Denman, John Hensley, Megumi Okina.

Mediocre remake de Shutter que, a pesar de sus defectos, tiene la virtud de estar rodado de una forma más que competente, y lo único que puede jusfiticar su visionado.

Vaya par de productoreX (I want Candy), de Stephen Surjik.
Con Tom Riley, Tom Burke, Carmen Electra, Michelle Ryan, Eddie Marsan, Mackenzie Crook, Jimmy Carr.
Divertida comedia netamente inglesa, guarra, grosera y, por defecto, sumamente eficaz. Eso sí, el título español dice muy poquito de los distribuidores, la verdad.

Dos colgaos muy fumaos: Fuga de Guantánamo, de Jon Hurwitz, Hayden Schlossberg.
John Cho, Kal Penn, Neil Patrick Harris, Beverly D'Angelo, Rob Corddry, Roger Bart.

A años luz de la primera parte, contiene suficientes gags aislados como para mantener el interés. Aunque le falta mucha garra y el desparpajo de la primera.

Ultimátum a la Tierra, deScott Derrickson
Keanu Reeves, Jennifer Connelly, Kathy Bates, John Cleese, Jon Hamm, Jaden Smith, Kyle Chandler.

Es una enorme decepción que, a fin de cuentas, puede verse sin llegar a disfrutarse. Un compendio de fallos, lagunas argumentales y carencias que convierte a este film en otro remake innecesario...

Y más:

Hancock, de Peter Berg. La primera parte es notable, el resto es un más de lo mismo que, rodado hace diez años, hubiese sido francamente potente.
El rey de la montaña, de Gonzalo López-Gallego. Cine español de terror con calidad y homenajes al mismísimo Doom.
Death Race: La Carrera de la Muerte, de Paul W.S. Anderson.
Rastro Oculto, de Gregory Hoblit.
Red de mentiras, de Ridley Scott.
Zombie Strippers, de Jay Lee.
Transsiberian, de Brad Anderson.
Bangkok Dangerous, de Oxide Pang Chun, Danny Pang.
Área de descanso 2: No mires atrás, de Shawn Papazian.
24: Redemption, de Jon Cassar.

- Lo peor de 2008:

Day of the Dead, de Steve Miner.
Mena Suvari, Ving Rhames, Nick Cannon, Christa Campbell, Taylor Hoover, Vanessa Johansson.

Sin estrenar en España (no me sorprende), este bodrio se lanzó directo a DVD (tampoco me sorprende). Todo es cutre, pero sobre todo su nula condición de remake. Tanto que decimos que los remakes deberían ser algo más innovadores, y al final casi es mejor que no ignoren tanto al film original. Un despropósito.

Llamada perdida, de Eric Valette.
Con Edward Burns, Shannyn Sossamon, Azura Skye, Ana Claudia Talancón, Ray Wise, Rhoda Griffis, Margaret Cho, Jessica Brown, Johnny Lewis.

Otro remake equivalente a despropósito, vergonzante, mal rodado y prácticamente calcado del original, pero verdaderamente peor y, en suma, lastimoso.

Casi 300, de Jason Friedberg, Aaron Seltzer.
Con Sean Maguire, Carmen Electra, Ken Davitian, Kevin Sorbo, Diedrich Bader, Method Man, Jareb Dauplaise, Travis Van Winkle, Nicole Parker.

Puro ejemplo de cine-basura carente de gracia y calidad. Esto no es una parodia, es un insulto a la inteligencia y todo un ejemplo de anti-cine. Por cierto, no deja de resultar curioso que estos dos aprendices de cineastas estrenen en el mismo año dos películas de lo mismo, ya que también han sido responsables de otras cosas como Disaster Movie (que un servidor no ha visto).

Grizzly Park, de Tom Skull.
Con Glenn Morshower, Randy Wayne, Rance Howard, Shedrack Anderson III, Jelynn Rodriguez, Whitney Cummings, Zulay Henao, Kavan Reece, Emily Foxler, Brody the Bear.

Lanzada directamente en DVD, es uno de los mayores engendros de los que he podido disfutar este año. Patética, mal rodada, con trucajes de saldo, actores incompetentes y un sorprendente giro final que no aporta nada y que no hace más que terminar de arrastrar por los suelos estre producto zafio e imbécil.

Los Crímenes de Oxford, de Álex de la Iglesia.
Con Elijah Wood, John Hurt, Leonor Watling, Julie Cox, Burn Gorman, Anna Massey, Jim Carter.

En resumidas cuentas: el peor trabajo de Alex de la Iglesia hasta la fecha, aburrido, tosco y decepcionante. No merece nada la pena. Y la combinación de la Watling con Elijah Wood no cuela ni de coña. Es mala con avaricia.

Abril Sangriento, de Mitchell Altieri y Phil Flores.
Con Taylor Cole, Josh Henderson, Scout Taylor-Compton.

Innecesario remake de Inocentada Sangrienta, clásico del slasher de los 80, bastante malo en muchos aspectos, desde una realización completamente televisiva a unas interpretaciones bastante risibles. Mala, parece mentira que sea de los mismos tipos que hicieron Los Hamilton.

Una noche para morir (Prom Night), de Nelson McCormick.
Con Brittany Snow, Johnathon Schaech, Jessica Stroup, Kellan Lutz, Jana Kramer, Brianne Davis, Kelly Blatz, Rachel Specter, Joshua Leonard, Idris Elba.

Una de las peores películas de terror de 2008, tan sumamente mala, aburrida y lacia que no merece más atención. Comprar este bodrio en DVD sería tirar el dinero.

Starship Troopers 3: Armas del futuro, de Edward Neumeier.
Casper Van Dien, Jolene Blalock, Catherine Oxenberg, Mamette Patterson, Boris Kodjoe, Amanda Donohoe, Cécile Breccia, Stelio Savante, Garth Breytenbach, Stephen Hogan.

Tosca y decepcionante tercera entrega de la saga que es incluso peor que la segunda. Al menos aquella tenía más acción y no parecía tan asquerosamente facciosa como esta. Ni parodia ni leches, es un bodrio que no hace sino aumentar el valor de la triunfal primera entrega.

La Momia: La Tumba del Emperador Dragón, Rob Cohen.
Brendan Fraser, Maria Bello, Luke Ford, Jet Li, Michelle Yeoh, John Hannah, Russell Wong, Isabella Leong, Anthony Wong Chau-Sang, Albert Kwan.

Si las dos primeras eran malas, esta es aún peor y encima ni siquiera conserva el espíritu de las anteriores. Es entretenida, absurda y tremendamente mala.

Jóvenes Ocultos 2: Vampiros del Surf, de P.J. Pesce.
Tad Hilgenbrink, Autumn Reeser, Angus Sutherland, Corey Feldman, Jamison Newlander, Moneca Delain, Tom Savini, Kyle Cassie, Shaun Sipos, Merwin Mondesir.

Tardía secuela del clásico vampírico de culto de los 80, y tan vulgar y decepcionante como cabría esperar. No duele verla, pero es mala con ganas.

Las Crónicas de Narnia: El Príncipe Caspian, de Andrew Adamson.
Ben Barnes, William Moseley, Skandar Keynes, Anna Popplewell, Georgie Henley, Sergio Castellitto, Alicia Borrachero.

Si catalogo este film de bodrio mayúsculo no me desvío nada de la realidad. Un film tan vacío, mediocre y aburrido que lo único que despierta es pesar por invertir dinero en él. Una auténtica metedura de pata.

Psicópatas, de Jeff Buhler.
Jesse Metcalfe, Peter Stormare, Dale Waddington Horowitz, Olivia Munn.

Otra de las grandes basuras de este 2008, pero esta vez en plan desagradable y molesto, un film tan absurdo como incompetente, zafio, imbécil y, en resumidas cuentas, todo un ejemplo del peor anti-cine...

No es país para viejos, de Joel Coen, Ethan Coen.
Tommy Lee Jones, Javier Bardem, Josh Brolin, Kelly Macdonald, Woody Harrelson, Stephen Root, Garret Dillahunt, Tess Harper, Barry Corbin, Stephen Root.

La gran obra maestra que dijo todo el mundo que era no me lo pareció en absoluto. Que si cine con mayúsculas, que si una obra imprescindible... Me pareció burda, entretenida en el primer tercio pero deslabazada, inconexa y confusa en los dos tercios restantes, con un Bardem haciéndose el gran actor cuando lo único que entrega decentemente es un tensísimo momento que, sin duda, es lo mejor y casi únicamente salvable del film. No me atraen los Coen ni su cine, y esta vez se han excedido bastante. Con total sinceridad, no tengo el más mínimo interés en volver a ver esta película...

Rise, Cazadora de Sangre, de Sebastian Gutierrez.
Lucy Liu, Robert Forster, Michael Chiklis, Carla Gugino, James D'Arcy, Mako.

Una de vampiros tan entretenida como lacia y vulgar.

Anaconda 3, de Don E. FauntLeRoy.
Crystal Allen, David Hasselhoff, John Rhys-Davies, Patrick Regis, Anthony Green.

Disfruté de lo lindo con la tercera entrega de la saga, esta vez pensada para TV y DVD (de hecho, las dos versiones difieren en los créditos y en el montaje) pero es una película sumamente mala. Aunque es su falta de pretensiones lo que más puntos la hace ganar, ya que es autoconsciente de su condición de film nefasto.

Crepúsculo, de Catherine Hardwicke.
Kristen Stewart, Robert Pattinson, Billy Burke, Peter Facinelli, Elizabeth Reaser, Nikki Reed, Ashley Greene, Jackson Rathbone, Kellan Lutz, Cam Gigandet.

No voy a decir más que esta vez que es la peor película del año que se haya estrenado en cines.

Star Wars: The Clone Wars, de Dave Filoni. O la peor manera de seguir explotando el filón de algo que podría aprovecharse de otra manera, por ejemplo, rodando una nueva trilogía y dejándonos de estos productos infantilones que no guardan ningún respeto por los trabajos originales.

Y otro puñado:

Funny Games, de Michael Haneke. Un remake tan insulso, aburrido, surrealista y cutre como el que más, por mucho que gustara a una gran parte de crítica y público.
Los extraños, de Bryan Bertino.
Shark in Venice, de Danny Lerner.
Max Payne, de John Moore. No merece la pena volver a hablar de lo que, posiblemente, haya sido la mayor decepción que me he llevado en una sala de cine.
Outlander, de Howard McCain.

Y esto ha sido todo. Démosle la bienvenida a 2009, que igual nos trae algo de esperanza.

Un saludo.

No hay comentarios: