viernes, 22 de febrero de 2008

Alien Vs. Hunter.


En The Asylum se fabrica mierda, eso lo sabemos todos y, en referencia a un interesante artículo de EP3 (aunque ni mucho menos brillante, sino más bien todo lo contrario, dado que a esta gente poco le interesa la serie Z más que para meterse con ella) me ha dado por ver uno de los últimos lanzamientos de esta productora. La cosa en cuestión ha sido Alien Vs. Hunter, el plagio a la orden del día del último éxito de la Fox, Aliens Vs. Predator 2. La película que nos ocupa es, posiblemente, uno de los mayores bodrios que me he tragado en esta última temporada y quizás uno de los más lamentables films de todos los tiempos. La cutrez de esta película supera a todo lo que habíamos visto antes. Existiendo estos truños, parece mentira que le cojan tanta manía a Uwe Boll.




En cuanto a la trama en sí, es la misma que la de Aliens Vs. Predator, y simplemente se resume en que en un pequeño pueblo de no se sabe dónde, aterrizan dos seres alienígenas, un alien tal cual y un hunter. En medio de la batalla, para variar, están los humanos, que irán pereciendo uno a uno, víctimas de los dos sanguinarios bichos. Los FX son de risa, seguramente de lo más lamentable que haya visto en mucho tiempo (aunque no inferiores a cualquier cutre-film de sobremesa). El alien consiste en un derivado de araña y monstruo de Giger, que presenta dos variedades según las necesidades del director del engendro: una versión del bicho es digital, consistente en una araña grande que sale a plano completo superpuesta a un paisaje (el cual va cambiando según la situación) y la otra versión es la de goma, de la que sólo se enfocan el torso y la cabeza, para así ¿disimular? que se trata de un señor disfrazado. Y del hunter mejor hablar poquito, porque supera con creces los límites de lo patético (de hecho, ahí tenéis varias capturas).



La fotografía tampoco ayuda demasiado a entender qué es lo que ocurre, así que si sumamos este factor a la incompetencia del director y a la incompetencia actoral, este infra-producto de serie infra-Z se convierte en la peor película de la productora. Y si Transmorphers os pareció nefasta, es preferible a esta, puesto que la primera tenía la decencia de ser entretenida, algo que no puede decirse de este bodrio, que aburre hasta al más fanático de la serie B-Z videoclubera arrastrada.

Es decir, que este Alien Vs. Hunter, que cuenta con William Katt y Deedee Pfeiffer (sí, es hermana de quien estáis pensando), no es recomendable ni para una tarde de cerveza con los colegas.


Una auténtica basura infecta. Un CERO.

No hay comentarios: